Cuidan el medio ambiente y mejoran la producción de cacao en Ghana

farmer in Ghana
Los árboles protegen a las plantas de cacao de la luz solar excesiva y mantienen el suelo húmedo durante las estaciones secas. Foto: Bosman Owusu/PNUD Ghana

El cacao, principal fuente de ingresos de más de 800.000 pequeños agricultores de Ghana, es también la mayor fuente de ingresos de divisas extranjeras del país, representando un 30% de las exportaciones totales. Ghana es el segundo productor del mundo de cacao, y contribuye aproximadamente el 20% del suministro mundial. 

Sin embargo, para la mayoría de los agricultores, la expansión de las plantaciones de cacao significa deforestar. La falta de incentivos y comprensión de los beneficios de preservar los árboles para que den sombra han resultado en la pérdida de más de 135.000 hectáreas de bosques tropicales por año.

Aspectos destacados

  • El cacao es la principal fuente de ingresos de más de 800.000 pequeños agricultores de Ghana.
  • Más de 9.600 pequeños agricultores han recibido incentivos para adoptar prácticas agrícolas amigables con el medio ambiente que ayuden a reducir los efectos del cambio climático y conservar el medio ambiente.
  • El proyecto ha entregado más de 787.000 árboles jóvenes a los agricultores, lo que ayudó a rehabilitar 8.600 hectáreas de bosques.

“A través de los años, he visto que este fenómeno no sólo tiene un impacto sobre la producción de cacao, sino que afecta la vida de plantas y animales y de los recursos de agua”, dice Daniel Amponsah Gyinayeh, productor de cacao.

El PNUD, en alianza con la Junta de Cacao de Ghana (COCOBOD) y con el apoyo financiero del programa Mondelēz International Cocoa Life, introdujo a los agricultores a las prácticas respetuosas del medio ambiente que pueden también dar un impulso a la producción de cacao y rehabilitar las plantaciones degradadas. A través del proyecto de tres años “Sostenibilidad y política medioambientales para la producción de cacao en Ghana” (ESP), más de 9.600 pequeños agricultores han recibido incentivos para adoptar prácticas agrícolas amigables con el medio ambiente que ayuden a reducir los efectos del cambio climático y conservar el medio ambiente.

Los productores de cacao y los líderes comunitarios han recibido capacitación en prácticas medioambientales de producción de cacao, leyes y reglamentaciones forestales y derechos comunitarios de tenencia de árboles. La iniciativa, equivalente a US$ 1.7 millones, ha propiciado igualmente el establecimiento de 36 áreas de gestión de recursos comunitarios en la municipalidad de Asunafo Norte, que es la principal región productora de cacao.

Los árboles protegen las plantas de cacao de la luz del sol excesiva y mantienen el terreno húmedo durante las temporadas secas. Los árboles también sirven para absorber el carbono y proveer oxígeno, lo que ayuda al medio ambiente. Para evitar la deforestación, el proyecto ha entregado más de 787.000 árboles jóvenes a los agricultores, lo que ayudó a rehabilitar 8.600 hectáreas de bosques a lo largo de cursos de agua y áreas protegidas.

“Nos place trabajar con los agricultores en prácticas agrícolas respetuosas del medio ambiente”, dice Namho Oh, analista de programa del PNUD. “Esperemos que a través de esta intervención podremos contribuir a la mitigación y adaptación del cambio climático, y a garantizar una mayor producción e ingresos del cacao para los agricultores.”

Ahora Daniel, como los demás agricultores, tiene confianza en el futuro. En su parcela ha plantado cientos de árboles jóvenes que recibió del proyecto y espera tener un buen resultado de su arduo trabajo. “Ahora puedo esperar un mayor rendimiento gracias a los métodos agrícolas mejorados”, asegura.

El proyecto ESP también respalda las reformas de tenencia de tierra y árboles de Ghana ofreciendo recomendaciones concretas de políticas y facilitando los diálogos con la COCOBOD, la Comisión de Bosques y otros actores.

La iniciativa se apoya sobre los esfuerzos nacionales para mejorar el progreso de Ghana en materia del ODM 7, estableciendo plantaciones de árboles y volviendo a plantar bosques degradados con el fin de reducir la deforestación, que se estima en un 2% anual. También ofrece una buena perspectiva para que Ghana logre el nuevo Objetivo de Desarrollo Sostenible 15, que busca ayudar a los países a gestionar los bosques de manera sostenible, entre otras metas.

PNUD En el mundo